La poesía del Barroco: Góngora, Quevedo y Lope de Vega

Barroco Góngora Quevedo

La palabra barroco procede del francés baroque que significa extravagante y del portugués barrôco (tipo de perla de forma irregular). Se creó un término para referirse al exceso de ornamentación.

El Barroco es una época que se sitúa en el siglo XVII, un tiempo de pesimismo y desengaño debido a la crisis social existente. La sociedad se ha empobrecido, la riqueza se ha concentrado en manos de unos pocos poderosos y las condiciones de vida de las clases humildes han empeorado. 

Aunque en la literatura del Barroco se mantienen como temas el amor, la naturaleza o los mitos clásicos, ahora también se aborda el pesimismo y la decepción adoptando en muchos casos un tono satírico para criticar la situación social.

Tendencias del Barroco: conceptismo y culteranismo

En literatura, se habla de dos tendencias o estilos dentro del Barroco español:

  • Conceptismo. Estilo encabezado por Francisco de Quevedo. Se basa en los juegos de palabras, los dobles significados (dilogía) o en la contradicción (antítesis y paradoja). Busca la originalidad y el ingenio explorando y jugando con el lenguaje. Es habitual el uso de recursos como el símil o la hipérbole.
  • Culteranismo. Estilo donde destaca Luis de Góngora. Aunque también persigue la originalidad, llegará hasta ella a través de la sonoridad y la brillantez lingüística, con elaboradas metáforas e hipérbatos. Recurre con frecuencia al cultismo y a las estructuras sintácticas latinas.
Manteniendo una línea más clásica, aunque con el paso del tiempo iría complicando su poesía hacia tendencias culteranas, también destacó Lope de Vega formando con Góngora y Quevedo el principal tridente de poetas barrocos españoles.

Luis de Góngora y Argote (1561-1627)

Nacido en Córdoba, se crió en un entorno familiar culto y estudió leyes en Salamanca. Por su profesión, viajó por España. En 1609, regresó a Córdoba, aunque sus éxitos poéticos impulsaron que volviera a la corte, a Madrid. Sus últimos años estuvieron marcado por la pobreza y la pérdida de la mayoría de sus obras. Fue expulsado de la casa en la que vivía de alquiler y que pertenecía a Quevedo. Ya enfermo, fue trasladado a Córdoba donde murió.

Las obras de Góngora se diferencias en dos grupos, por un lado, una parte de lírica popular, destacando los romances, y los sonetos. Por otro lado, sus poemas de arte mayor, donde refrenda la riqueza de vocabulario con cultismo léxico y sintáctico, alusiones mitológicas, sistema de antítesis, bimenbraciones  e hipérboles. Entre esos poemas de arte mayor destacan:
  • El Polifemo. 63 octavas en las que se cuenta la historia del cíclope enamorado de Galatea.
  • Las soledades. Es un proyecto inacabado, ya que iba a constar de cuatro soledades sobre las edades del hombre, pero Góngora solo pudo terminar la primera, dejando a medias la segunda.
  • La fábula de Píramo y Tisbe. Poema compuesto por versos octosílabos donde parodia el clásico de Ovidio.

Francisco de Quevedo y Villegas (1580-1645)

Nacido en Madrid, sus padres trabajaban en palacio, por lo que siempre se movió en círculos cortesanos. Estudió en Alcalá y en Valladolid, ciudad donde en 1600 y siendo todavía joven, inició sus enfrentamientos con un más experimentado Góngora. Tuvo influencia en la nobleza, aunque también enfrentamiento con algunos nobles y políticos como el conde duque de Olivares, lo que le ocasionó ser encerrado en León. Murió en un convento de Villanueva de los Infantes.

Aunque escribió poesía desde los 19 años y se distribuyeron en hojillas y manuscritos, así como en alguna obra conjunta, no se publicaron libros con su poesía hasta ya fallecido, en concreto, en 1648 salió a la luz El Párnaso español, que se puede dividir en:
  • Poesías heroicas y fúnebres: destacan sonetos y algunos poemas de juegos metafóricos.
  • Poesías metafísicas y morales: hay sonetos de tono serio, silvas y canciones con muestras de angustia.
  • Poesías amorosas: expone su desgarrón afectivo, donde se habla más de la amada que del amor, con efectos estilísticos y contrastes.
  • Poesías satíricas y festivas: es la mayor parte de su obra, con variedad métrica y donde desarrolla lo que le hizo grande como son los símiles, metáforas, dilogías, aliteraciones, hipérboles...

 

Félix Lope de Vega Carpio (1562-1635)

Apodado "monstruo de la naturaleza" por Cervantes, con quien mantuvo una intensa rivalidad, nació y murió en Madrid y fue un niño prodigio que consiguió gran fama por sus exitosas obras de teatro, pero escribió también poesía y libros en prosa. Su vida estará marcada por los numerosos amores que influirían en su poesía, de hecho, sus etapas poéticas se suelen dividir relacionándolas con la relación amorosa de cada momento. Pese a todo, tuvo también un tiempo de sacerdocio. 

La obra de Lope de Vega es extensísima. Su poesía se puede dividir en:

  • Poesía popular: de carácter popular incluyendo romances como La Dorotea.
  • Poesía culta como La Vega del Párnaso, Rimas o La filomena.
  • Poesía épica como La Dragontea o La hermosura de Angélica.

Elena Osorio, Isabel de Urbina, Micaela Luján, Juana de Guardo o Marta Nevares son algunas de las mujeres que pasa por su vida, unas en matrimonio y otras fuera de este apareciendo en su obra con apodos como Marfisa, Filis, Belisa, Camila Lucinda o Amarilis.


Comentarios